Nelson Farías, artífice de la época dorada del karate salvadoreño

Nelson Farías, artífice de la época dorada del karate salvadoreño

Bajo la dirección técnica del cubano Nelson Farías, el karate salvadoreño tuvo su época dorada entre el año 2000 y el 2014, debido a la cantidad de atletas de alto nivel competitivo y con buen suceso en el campo internacional.

Si bien es cierto que el instructor isleño estuvo en el país entre 1996 y el 2009, su fructífera cosecha y legado alcanzaron para que primero Juan Salmerón y después Emilio Barillas siguieran cosechando satisfactorios resultados con las selecciones.

“Antes de la llegada de Farías, el karate salvadoreño no pesaba, pero gracias a su trabajo y nuestra disciplina y entrega, conocimos la esencia técnica deportiva del karate, nos desarrollamos en todo aspecto y crecimos hasta ganar protagonismo en el campo internacional”, expresó Emilio Barillas, excampeón y exseleccionador.

No obstante, la misión hubiera sido imposible de no haber contado con el apoyo incondicional de Enrique Molins, presidente del INDES de aquellos años.

Con el empuje y profesionalismo de Farías, el karate cuscatleco llegó a tener célebres figuras locales e internacionales, ganando medallas centroamericanas, regionales y panamericanas.

En este renglón brillaron con luz propia: Alexander Rivas, Miguel Gamero, Marco Jiménez, David Urquilla, Sergio Rivera y Juan Salmerón.

También, William Serrano, Aarón Pérez, Gamaliel Pérez, Héctor Paz, Jaime Avalos, Emilio Barillas, Carlos Galán, Ricardo Ayala, Joel Sánchez y los primeros años de Jorge Merino destacan en esta cosecha de karatecas masculinos.

En femenino sobresalen: Leslie Campos, Mariela Granados, Claudia Fuentes, Flor Molina, Carolina Leiva, Tatiana Pineda, Ruth Pérez, Elena Rivera, Sonia Vásquez, Gaby Portillo, Jennifer Flores y Evelyn Caballero, entre otras.

Pero como nunca hay lunas de miel eternas, un día Nelson Farías tuvo que marcharse con el corazón partido, dejando la estafeta a Juan Salmerón, que sorpresivamente causó baja y fue relevado por Emilio Barillas. Barillas tuvo un buen trabajo con el seleccionado mayor; sobre todo, asesorando los éxitos internacionales de Jorge Merino; pero al no recibir mejoría salarial, terminó tirando la toalla en busca de mejores oportunidades.

Ahora, bajo la batuta de William Serrano, el karate ha venido trabajando en un relevo generacional encabezado por su máximo referente, Jorge Merino, Alejandro Jurado, Leonardo Sibrián, Carlos Huezo y Mario Edgardo López. En femenino, mientras tanto, destacan las exitosas hermanas Izaguirre (Gabriela y Estefany), Joisy Mancía, entre otras.

Con el Sensei Oswalds Mata como motor y bujía, el karate sigue haciendo mucho ruido y aspirando igualar, algún día, su más célebre época dorada.

diariocolatino

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × uno =