[CERRAR]
¿Conoces nuestra escuela de arbitraje?
19 octubre, 2021
La karateka malagueña María Torres reta al mundo en busca del oro

La karateka malagueña María Torres reta al mundo en busca del oro

La karateka malagueña María Torres reta al mundo en busca del oro

0
(0)

En su primer año como absoluta, María Torres parte como segunda del ‘ranking’ nacional y decimoquinta mundial, y competirá en la modalidad por equipos

Hace años que dejó de ser la ‘niña de papá’ para diseñar un esquema de objetivos con los que igualar o superar a su maestro. Aunque realmente ella nunca fue eso, nunca se le respaldó de otra forma que no fuera por el esfuerzo de toda una vida en el tatami, pero le costó que dejaran de mirarla con la etiqueta de siempre. Al menos, hasta que empezó a ganarlo todo. «Al principio, que piensen que eres la ‘niña de papá’ es lo típico cuando me llevaban al Campeonato de España y otros a lo mejor no llegaban… Pero luego veían que yo quedaba campeona de España, de Europa, bronce mundial… Cuando obtienes buenos resultados, ya no te pueden decir nada», afirma María Torres.

[sociallocker]

Tuvo y sigue teniendo en casa al mejor ejemplo, su padre y entrenador, Eugenio Torres, bronce mundial y cinco veces campeón de Europa sénior, con el que María todavía se sigue ‘picando’. «Siempre estamos igual (bromea), yo le digo que he sido campeona de Europa antes que él y me responde diciendo que él lo ha sido a nivel absoluto y yo no», asegura la joven, que en sólo unos días buscará reinar no sólo en casa, sino en todo el mundo. Torres será la única mujer que represente a Málaga (en hombres estará Damián Quintero en kata) que dispute el Campeonato mundial de kárate del martes al domingo de la próxima semana en Madrid y lo hará en la modalidad de kumite (combate) por equipos. «Tenemos capacidad para quedar campeonas del mundo, perfectamente. Soy superobjetiva con las metas. Si no nos viera capacitadas, diría que ojalá cogiéramos medalla, pero no, yo creo que podemos ganar», sentencia de forma contundente.

La pasada edición del campeonato, ella todavía no formaba parte del equipo, pero sus compañeras concluyeron subcampeonas. La nueva incorporación será ella, a sus 21 años, como la segunda del ‘ranking’ nacional en kumite +68 kilos (su modalidad) y decimoquinta de la clasificación mundial, en su primer año dedicado exclusivamente a la categoría absoluta. «Cuando me dijeron que participaría, lo vi como algo normal, porque, como ya he ido a las categorías previas, era lo natural. Pero ahora me paro a pensar y es lo máximo: a nivel absoluto estoy entre las mejores de España. No valoro mucho lo que hago hasta que me paro a pensarlo», se sincera.

Todo ha llegado tras un largo camino de preparación que se ha gestado con toda una rutina diaria orientada al deporte, con tres horas de entreno entre físico y técnico, además de sus estudios de Ciencias del Deporte, que cursa por la Universidad privada EADE, en Málaga. Tras dejar la Politécnica de Madrid, donde estudiaba hasta hace algo más de un año, Torres explica las principales diferencias entre los centros: «Somos menos en clase, lo que creo que ayuda mucho y además los profesores están muy motivados, son más jóvenes y tienen ganas de explicar. Además sólo tengo un periodo de exámenes, en junio y las asignaturas, en lugar de ser por cuatrimestres, se dan de forma anual», argumenta sobre su calendario lectivo.

Con la mente y el cuerpo preparados para la cita, la malagueña agradece que esta vez el viaje para la competición no le suponga 14 o 15 horas de avión. «Estas últimas semanas he podido hacer como 56 horas de viajes y este año, que recuerde ahora, he estado en Dubái, París, Berlín, Estambul, Chile, Serbia, Tokio…», enumera, aunque podría seguir con el listado. Entre ella, dando vueltas al mundo, y su padre, que viaja continuamente como técnico de la Federación Andaluza, Torres sabe quién es el pilar en su casa: «Igual mi padre está en Jaén y yo en Dubái, así que mi madre es la que está siempre al pie del cañón. Mi hermana también hace kárate además. Fue campeona de Andalucía y de Málaga, pero lo tiene aparcado por el bachillerato», asegura.

Futuro olímpico

Constantes sacrificios a los que se tiene que enfrentar la karateca, que acumula entre otros un título de campeona de Europa y un bronce mundial en sub-21 y nueve campeonatos de España en diferentes categorías. Ahora, su reto pasa por hacerse con el oro mundial por equipos, aunque el hecho de que compita de forma colectiva implique que su resultado no puntúe cara a Tokio 2020. Eso sí, con la sinceridad y humildad que la caracterizan, María Torres asegura que quizá estos Juegos no le correspondan, por edad, dificultad y trayectoria. Así, sobre el proceso de selección, explica: «Cada vez está más cerca y lo veo muy complicado. Hay que estar en el ‘top 2’ del ‘ranking’. Además, van a unir la categoría de +68 y -68 kilos, así que se clasifican las dos mejores del ‘ranking’ y luego, en el campeonato preolímpico, se unen dos o tres personas más, a lo que hay que añadir también una plaza para los países menos representados y un hueco que es para Japón».

Sin embargo, lejos de cesar en el intento, la realidad es que el día a día de la karateca está estructurado para una mejora constante. «Tenemos una preparación física específica, hacemos muchas concentraciones en verano… El plan está y ojalá pueda formar parte de esto. Si no, tendré que esperar a París 2024. Soy joven y sé que los Juegos de Francia me pillarán con más experiencia y más preparada», se sincera.

Muy personal

–¿Cuál es su cantante o grupo de música favorito?

–Rihanna y Beyoncé.

–¿Algún libro especial?

–Quizás uno romántico que se llama ‘Escucharás mi corazón’.

–¿A qué serie o película está enganchada?

–De series, a ‘La casa de papel’ y ‘Narcos’, y de película, ‘Ocean’s 8’ o ‘Lo Imposible’.

–Si se identificara con un personaje histórico…

–Sería Cleopatra.

–¿Algún sueño frustrado?

–De pequeña me hubiera encantado ser actriz.

–¿Un ídolo deportivo?

Serena Williams.

–Cree en…

–Hace poco no creía en nada, ahora creo que hay algo y también creo en que no existen las casualidades.

–En cuanto a lo político…

–Nada, no me meto.

–Y en diez años…

Seguiré compitiendo. Me gustaría haberme visto ya en unos Juegos Olímpicos, campeona del mundo. Y en lo personal, asentada en mi casa propia.

 

 

diariosur

 

[/sociallocker]

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Sígueme en los medios sociales!

You cannot copy content of this page